discos esperados 2015

LOS DISCOS MAS ESPERADOS 2015

Ahora que ya hemos despedido 2014 con grandes discos como el de Slipknot o el de Future Islands, toca afrontar lo que nos espera en 2015. Agárrense que vienen curvas.

COLDPLAY
La banda británica más decisiva de las últimas décadas regresa tras el disco que sacó el año pasado y que sin duda ha sonado mucho en nuestros aparatos reproductores. Será ya su séptimo disco y nos parece increible.

BRANDON FLOWERS
No tendremos nuevo disco de los influyentes The Killers, pero su cantante sí que editará disco en solitario. Hay mucha expectación pero aquí no lo reseñaremos ni de flowers, jeje porque nos mola más Chris Martin.

THRICE
Dustin Kensrue ha dejado de oficiar las misas en la iglesia de su pueblo para poder grabar nuevo disco con Thrice y difundir la palabra del señor como mejor sabe hacer, con mucho posthardcore. Buenas nuevas.

The XX

THE XX
Aunque la cantante tiene un poco carapan, hay que reconocer que xx hacen una música muy sugerente. Si no durmiste bien la siesta con Coexist, seguro que su tercer disco tiene algún tema de esos de dejarte fulminado. Para bien, ¿eh?

INCUBUS
¿Qué treintañera no se acuerda de Incubus? Brandon Boyd ya no es tan sex-symbol como antaño y ha evolucionado un poco a Guti en versión gafapasta pero seguro que está en plena forma y nos traen otro conjunto de canciones de numetal tan vibrantes como las del disco anterior.

DOVER
Dover han vuelto al grunge por todo lo alto. Tras sus giras tocando temas de su seminal Devil Came to Me, las hermanas Llanos se vuelven a calzar la camisa de leñador y las guitarras eléctricas para maltratar nuestros oídos.

GRIMES
Un poco de grima sí que da con sus pelucas, trajes y uñas imposibles aunque yo le daba, para que nos vamos a engañar. Su música es un poco rara.

BARONESS
Ya han acabado los colores del parchís, así que será una incógnita la portada de lo nuevo de Baroness, que seguro que seguirán con su agresivo sludge progresivo con tintes de black metal atmosférico.

U2
No, no vives en el día de la marmota. U2 ya tienen preparada la continuación al disco de Apple que lanzaron el año pasado. ¿Estará a la altura?

panda-bearPANDA BEAR
No entendemos bien la música de este miembro de Animal Collective, pero mete muchos samples y cosas así como tropicales, con lo que es ideal para drogarse en verano.

RADIOHEAD
La banda más experimental del mundo saca nuevo disco en 2015. Esperemos que su estrategia de marketing esta vez sea mejor, porque el periódico desteñía.

TUNDRA
La banda de postrock más potente de España regresa con nuevos temas instrumentales para gozo de todos los fans del estilo. A mi me aburre un poco que no canten nada, pero en directo me coreo todos los riffs.

KANYE WEST
Sin duda el negro más triunfador del momento, la última vez nos sorprendió plagiando un concepto de System of a Down, así que lo tiene complicado para superar eso.

FAITH NO MORE
Con muchos motherfuckers se presentaba el single de lo nuevo de Faith No More y en 2015 podremos escuchar todos los tacos que haya en su nuevo disco. Los fans de Mike Paton están de enhorabuena.

JAMES BLAKE
Muchos gorgoritos es lo que promete James Blake en su nuevo disco. El joven músico electrónico con su tecno sensible levanta pasiones allá donde va y es el favorito de la crítica. ¿Será disco del año?

tori-amosPJ HARVEY
Otra favorita de la crítica, su nuevo disco lo va a grabar en plan Gran Hermano, con la gente mirando a través de un espejo. Sin duda una forma de lo más artística de dar a conocer la continuación del fantástico “Let England Fake”

CHRISTINA ROSENVINGE
La PJ Harvey española también tiene nuevo disco que saldrá en el sello del Primavera Sound, por lo que habrá que ponerle buenas críticas. Pero no nos precipitemos.

 

LO MEJORCITO DEL AÑO 2014 #BESTOFTHEYEAR2014

INTERNACIONAL

1- WAR ON DRUGS
Hay consenso, el mejor disco del año no podía ser otro que el que lleva “Red Eyes”. Mola con o sin drogas.

2- FUTURE ISLANDS
Todos nos partimos con su vocalista y el disco tampoco está nada mal. Merecido puesto dos.

3- ROYAL BLOOD
Son jóvenes aunque sobradamente preparados y vienen a revolucionar el rock americano.

4- TEMPLES
Estos también suponen un soplo de aire fresco en el panorama de bandas que se estancan en sonidos añejos. Mirando hacia el futuro.

5- U2
Nos han dejado un discazo gratis y la gente se queja. Somos muy desagradecidos con una leyenda de la música como U2, que tanto ha hecho por el underground.

6-AGAINST ME!
Tienen discos mejores, pero el cambio de sexo le ha quedado la mar de bien a Laura.

7-CHET FAKER
Este no lo he oído entero pero sólo por ese juego de palabras tan genial se merece estar en la lista.

8-LINKIN PARK
El numetal es el último grito. O así lo demuestra Chester y sus compadres con un disco más heavy metal que nunca.

9-APHEX TWINS
Lo han vuelto a hacer regresando a los sonidos raros y ambientales.

10-SWANS – To Be Kinder
Tremenda experimentación de doom y black. Si no fuera tan largo estaría el número 9

ESPAÑOLES

1-BERRI TXARRAK
Sin duda la banda española más trabajadora que hay. Una pena no entender las letras, pero suenan a Weezer o sea que bien.

2-VETUSTA MORLA
Pucho y compañía se indignan con la situación actual y sacan su mejor disco. De aquí al punk no hay nada.

3-SUPERSUBMARINA
Merecidísima su presencia en todos los festivales españoles en 2015 y un poco decepcionados por el hecho de que no les llamen para el Coachella.

4-RUSSIAN RED
El disco no está mal, pero su foto marcando parrús en Instagram es uno de los momentos más radicales del indie de esta temporada. #SWAG

5-SUPERSUBMARINA
Su pop es muy original y está abriendo nuevas vías para el indie español. Se merecen estar en el top.

*******Mierda se me ha olvidado SLIPKNOT… pues les nombro grupo del milenio, como hace la Rolling Stone.

Beri Txarrak – Dembora da Poligrafoa Bakarra

Aunque su música no se entiende, por eso de que cantan en el idioma vasco (también conocido como euskera), Berri Txarrak son una de las bandas de grunge más grandes de España. La banda ha sabido evolucionar disco a disco cogiendo pinceladas de referencias como Weezer, System of a Down o, como no, Muse. Toda esta trayectoria les ha llevado a tocar hasta en Japón, un país donde seguramente el idioma les sonaría más cercano que a un andaluz por ejemplo. Pero bueno, el caso es que para celebrar muchos años juntos como banda (aunque en realidad sólo hay un miembro original) el trío ha decidido editar un disco triple con un disco heavy metal, un disco indie y un disco hardcore. Para el primero han contado con el brutal Ross Robinson, responsable de los discos más extremos de Korn o Slipknot, para el segundo a uno de Standstill y para el tercero a uno más underground. El resultado es rico en matices, muy variado y fresco. Como el estilo de Berri Txarrak es mucho más llevadero, “Dembora da Poligrafoa Bakarra” (tela el titulito) ha conseguido evitar el “efecto Swans” del que nos quejábamos con su último “To Be King”. Y lo mejor es que se han marcado desde partes con escalofriantes gritos black metal hasta algún tema bailable para darlo todo en los festivales, haciendo así un disco muy completo.

 

LO MEJOR
-La variedad
-Los gorgoritos incluso en los temas más brutales
-Que lleven tantos años

LO PEOR
-La letra no se entiende
-El ripeo viene sin tags

gerard way - hesitant alien

Gerard Way de My Chemical Romance – Hesitant Alien

Gerard Way ha vuelto al rock. El cantante de My Chemical Romance, famoso por sus cambios de tinte de pelo, ha emprendido una carrera en solitario. El resultado es que deja un poco el hardcore de lado para explotar su faceta de rockero al más puro estilo de los 90. No es difícil escuchar ecos del grunge Nirvana o del alternativo de Muse en los cortes de este alien hesitante que nos deja un buen puñado de canciones con estribillos a la altura de las mejores composiciones de Gerard. Como pega a veces la producción es demasiado ruidosa, algo que ha apenado a muchos fans porque no se aprecia del todo la voz del cantante, que tantos buenos momentos nos ha dado con sus gorgoritos épicos en el pasado. Pero hay que evolucionar y Gerard bien lo sabe, renovarse o morir y por ello este disco tiene un tono más vital y menos pesimista, sin el drama de sus momentos más adolescentes.

 

PROS
– Sonido más maduro
– Renovarse o morir
– El pelo rojo le queda bien

CONTRAS
– La voz se oye poco
– No es My Chemical Romance

 

 

OLD MAN GLOOM – The Ape of Doge

Old Man Gloom, la formación del cantante de ISIS (la banda musical, no la terrorista) ha regresado con un nuevo disco que ya está circulando por Internet como la pólvora. La verdad es que se trata de un lanzamiento de metal extremo muy underground para lo que tratamos en este portal pero como ISIS fueron una banda de metal inteligente muy importante hemos tenido a bien reseñarlo. “The Ape of Doge” se compone de varios temas de dilatada duración y ahonda en los sonidos post-rock y post-metal, con sólidos riffs ralentizados, agónicas construcciones y casi siempre alcanzando climax tras prolongados crescendos. Esto es lo que define a la música de la banda y “The Ape of Doge” les ratifica como una de las propuestas más interesantes de estos sonidos pesimistas y asociales, que beben del grunge, del noise y del citado post-rock. Aparte de lo estrictamente musical, Old Man Gloom son una banda humilde, campechana y cercana a los fans y no han dudado en hacer público a través de su facebook el agradecimiento por el apoyo recibido ya que las primeras reseñas de este nuevo disco han sido muy positivas. A ellas nos sumamos, ¡buen trabajo, postmetaleros!

 

 

royal-blood

ROYAL BLOOD – Royal Blood (2014)

Són jóvenes, guapos, -al menos el cantante- visten a la moda y son rockeros. Royal Blood, la imparable pareja bajo-batería de la que todos hablan han venido a relevar generacionalmente a White Stripes, Black Keys, Muse y Queens of the Stone Age. Y lo hacen con un debut rabioso, de riffs muy potentes, capaz de tanto gustar a las peludas huestes del heavy metal como al popero más trendy que ahora mismo está comprando para la temporada de otoño-invierno en el H&M. Cuando un grupo se hace famoso antes de editar siquiera un disco es señal de que estamos ante un gran talento. La banda de Worthing, no confundir con la cadena de electrodomésticos anunciada por un pelirrojo, parece ser la nueva joya de la corona del rock británico. Veremos si a la larga a estos chicos de negro les va tan bien como a Arctic Monkeys o se quedan en el camino como The Darkness.

Weezers_Everything_Will_Be_Alright_in_the_End

WEEZER – Everything Will Be Alright in the End (2014)

Rivers Cuomo vuelve al rock n roll con guitarras potentes. Ya lo reivindicaba en “Back to the Shack” y los 13 cortes de este nuevo trabajo nos lo confirman. El aire oceánico de esos cruceros que a la banda le da por montar, les ha venido bien y aquí encontramos canciones dignas de sus primeros tiempos que harán las delicias de todos esos fans que se bajaron de barco tras su aclamado disco rojo. Puede que este disco no sea de ningún color, pero seguro que entra por la puerta grande de los clásicos de indie y grunge gracias a la potente chispa de cada uno de sus temas por separado. Rock sí, pero nunca faltarán algunos detalles diferentes como esos aires a lo Maroon 5 de “I’ve had it Up to Here”, la colaboración con Beach Coast que busca esos aires de pop sesentero en “Go Away” o esa grandiosa suite final de tres temas al más puro estilo de Muse, que bien mirado podrían ser su relevo generacional, y en los que Cuomo despide su última obra haciendo de ‘guitar hero’ y dejando claro quien lleva los pantalones y las gafas de pasta en la banda.

The gaslight Anthem - Get Hurt

THE GASLIGHT ANTHEM – Get Hurt (2014)

Brian Fallon y sus chicos están de vuelta. Y lo hacen en un disco ambicioso marcado por el divorcio del cantante, guitarrista, letrista y compositor. Capaces tanto de llegar al fan del Boss como al de Foo Fighters, The Gaslight Anthem lo tienen todo para llegar a ser el grupo de rock más grande de América: los riffs cañeros casi heavys, las baladas sentimentales, la autenticidad y la canallesca rockera. Por no hablar de que Fallon con su cara de buen chico bien podría ser el Ryan Gosling del rock. Chicos malos con grandes corazones que encuentran en la música esa forma de canalizar las emociones como quizás en persona no saben. Tal vez por eso se nos presente esa portada en símbolo de corazón invertido, como símbolo del desamor. Y el interior del disco no le va a la zaga, siendo la obra más variada de los de Nueva Jersey y en la que más rompen con su pasado punk para hacer lo que realmente les pide el cuerpo.

BECK – Morning Phase (2014)

Quién hubiera dicho cuando apareció aquel joven Beck gamberro entre el grunge y el rap que con los años descubriríamos en él una faceta tan tierna. El rubicundo Beck ya se ha hecho un hombre y en esta etapa de su vida es el folk más relajado lo que le llena. Canciones de porche, guitarra y armónica que se mueven al lento paso de un atardecer cualquiera. “Morning Phase” sigue su curso a lo largo de una docena larga (por no invocar a la mala suerte) de canciones agradables sin ninguna tregua para menear un poco el esqueleto. Seguramente Beck no lo haya compuesto para un ritual tan español como la siesta, pero qué duda cabe que si en el porche instalamos una hamaca, la experiencia sería completa.

JOHN FRUSCIANTE – Enclosure (2014)

John Frusciante es un genio no, lo siguiente. No contento con oscilar entre el funk-metal y el rock alternativo con Red Hot Chili Peppers, un día se cansó del corset de estar una banda famosa y emprendió una carrera en solitario para experimentar a sus anchas desde las guitarras acústicas a la electrónica más rara. Aunque la droga marcó parte de su vida hoy podemos congratularnos de que el guitarrista está limpio como una patena y pese a lo que dicen las malas lenguas, su talento hoy en día no tiene origen químico. “Enclosure” nos lleva repetidamente a la pista de baile con beats que no tienen nada que envidiar a los de The Prodigy o Deadmau5. O incluso a Disclosure, a los que quizá ha querido hacer un guiño con el título. Además Frusciante cuenta con la poderosa arma de una voz sensible que marca la diferencia, humanizando estos temas de corte tan robótico (recuerdan a Kraftwerk, en cierto modo). Un viaje difícil pero que a segunda escucha resulta ya más agradable.